¿Cómo Entrenar en Una Cinta de Correr?

Has comprado una cinta de correr, pero no sabes cómo usarla. Supones que solo es correr a una velocidad determinada, en una inclinación determinada. Si bien es cierto que eso es parte del entrenamiento, hay otros detalles que son importantes a la hora de usar una cinta de correr correctamente. Descubre cómo hacer, y comienza a entrenar de forma eficiente y lograr buenos resultados.

¿Cómo entrenar en una cinta de correr?

Muchas veces cuando empezamos a entrar por primera vez, no tenemos una idea clara de lo que debemos hacer o como lograr lo que queremos. Es normal, y por ello es mejor que conozcas unos cuantos consejos para que puedas comenzar a usar tu cinta de correr:

  • No hagas nada intensivo en tu primer día de entrenamiento. Primero debes de acostumbrarte a caminar, en la velocidad adecuada y en la inclinación indicada. Cuando puedas mantener una caminata larga, es momento de correr.
  • Entrena al menos 3 o 4 veces a la semana. Evita sobre exigirte, es importante para descansar y evitar alguna lesión.
  • Encuentra la velocidad adecuada de caminata y de carrera. ¿Cómo puedo encontrar la velocidad que necesito? Debes de poder hablar sin dificultad durante el ejercicio.
  • Siempre entrena en intervalos, unos bloques para trotar, otros para caminatas más leves. No dediques todo el tiempo a solo caminar o correr.
  • Escucha música mientras te ejercitas o hasta un podcast si gustas. Esto te permitirá ayudar a disfrutar tu entrenamiento. 

¿Cómo empezar a entrenar en cinta de correr?

Antes de empezar tu entrenamiento recuerda calentar unos minutos antes de subir a la cinta de correr. El calentamiento debe en todo el cuerpo, no solo en los músculos de las piernas. Cuanto estés preparado para comenzar, presión el botón y comienza a caminar.

Cuando hayas terminado tú ronda de caminata y logrado calentar lo suficiente sobre la cinta. Es momento de subir la velocidad y la inclinación, para posteriormente comenzar a trotar o correr. El tiempo y la inclinación dependerán de tu rutina de ejercicio. En el caso que no tengas una idea clara, echa un vistazo a continuación.

¿Cuánto tiempo hay que estar en la cinta de correr?

El tiempo que usaras la cinta de correr dependerá del esfuerzo que estás pensando en realizar. Si estás pensando solamente caminar por la cinta, lo mejor es estar al menos 40 minutos. En el caso de querer realizar un entrenamiento de exigencia  intermedia, lo mejor es durar 30 minutos.

Estos tiempos te permitirá acostumbrarte a la caminadora de manera que, puedas recibir correctamente oxígeno y mantener una frecuencia cardiaca acorde al ejercicio. Si es momento de aumentar la intensidad, lo mejor es realizar un entrenamiento de alta intensidad por al menos 20 minutos.

Recuerda que debes acostumbrarte a la cinta de correr, por lo que no intentes sobre exigirte el primero día de entrenamiento. También es importante usar la caminadora en intervalos, variar la velocidad e inclinación en bloques de tiempo y así lograr un entrenamiento adecuado.

¿Qué inclinación poner en la cinta de correr?

Uno de los aspectos más debatidos a la hora de usar una caminadora, es la inclinación en la que se debe acomodar su base. Mientras más inclinada se encuentre la cinta de correr, más esfuerzo deberás de hacer a la hora de entrenar.

Lo recomendable para la mayoría de casos, es empezar con una inclinación del 1%, ya que se asemeja a correr en plano y sin viento en contra. Una de las recomendaciones es realizar entrenamientos de caminata en montaña, que involucra inclinaciones de 5% o 7%.

Cuando te hayas acostumbrado a estas inclinaciones, ya puedes cambiar a una inclinación moderada de 2% o 3% y empezar a correr. Si no puedes mantener la velocidad al entrenar, lo mejor que puedes hacer es que reduzcas la inclinación y así evitar lesiones.

¿Cómo empezar a correr por primera vez?

  • Antes de comenzar, recuerda utilizar zapatillas deportivas.
  • Realiza un calentamiento básico antes de subirte a la cinta de correr.
  • Posiciónate siempre en el centro de la cinta.
  • Tus primeros pasos deben ser moderados, luego debes poco a poco aumentar la velocidad.
  • No olvides utilizar las opciones dé enfriamiento o reducción de velocidad siempre que puedas, esto es muy útil a la hora de finalizar la sesión de trote.

Deja un comentario